29/6/17

Furtivos contra el salmón en el Oiartzun

El 21 y 22 de junio, en el río Oiartzun, los furtivos han acabado con sendos salmones de unos 4-5 kilos. Los furtivos pescadores se han aprovechado del escaso caudal y nula vigilancia para cometer la tropelía. 
El salmón atlántico es una especie amenazada, cuya captura está prohibida en los ríos guipuzcoanos, salvo el Bidasoa y en número limitado.
Estos delincuentes - no son los únicos, en el 2016 ocurrió algo similar en Oiartzun- están poniendo en peligro a esta especie y a los esfuerzos (eliminación de presas y canalizaciones..) para su recuperación.
Eguzki exige a la Diputación que aumente los recursos económicos y humanos para la defensa del salmón y la persecución de los furtivos. 

No hay comentarios: